Flexitarianismo o dieta flexitariana: qué es y en qué consiste

No hay nada que nos guste más que una buena etiqueta.

El término flexitariano surge para definir o etiquetar a aquellas personas que basan su alimentación en una dieta vegetariana, pero que, de manera ocasional, por diversas razones, consumen algunos productos de origen animal: mariscos, pescados, aves y carnes.

Llevar una dieta vegetariana o como en este caso flexi vegetariana puede ser fácil o difícil, equilibrado o no.

Por eso hay personas que buscan mi acompañamiento como nutricionista online a través del Programa Conoce Transforma y Brilla de alimentación consciente para poder llevar una dieta flexitariana saludable y equilibrada, variada, sabrosa y acorde a sus valores personales, animales y ambientales.

La dieta flexitariana no es una dieta vegetariana

Antes de contaros en qué consiste una dieta flexitariana, me gustaría empezar aclarando algunos términos.

Una dieta vegetariana es aquélla en la que no comes ni carne ni pescado, pero sí huevos, lácteos y miel.

Es decir, no se incluye en la alimentación los animales en sí, pero sí los productos derivados de ellos.

Quizá hayas escuchado el término de ovolácteovegetariano.
Digamos que ovolácteovegetariano y vegetariano a secas significan lo mismo y que son términos intercambiables.

No es, sin embargo, lo mismo una dieta vegetariana que una alimentación vegana.

En la alimentación vegana no se incluyen ni los animales ni los productos derivados de ellos. Por tanto, los huevos, la miel y los lácteos se excluyen en una alimentación vegana.

Una vez dicho esto, tampoco es lo mismo ser vegetariano que ser flexitariano. Cuando tu alimentación es flexitariana significa que incluyes de manera puntual, alimentos animales en tu alimentación.

Te dejo la Guía Gratuita de la Alimentación Saludable para que tengas una referencia en cuanto a frecuencia de consumo y cantidades de los diferentes grupos de alimentos.

Si por algún motivo, una persona con una dieta vegetariana toma un alimento de origen animal, siente que ha roto su modelo de alimentación, porque en realidad, lo ha hecho, y puede llegar a sentir un gran malestar por no estar siendo fiel a sus valores.

En la dieta flexitariana no ocurre tal cosa porque, la alimentación flexitariana, incluye cualquier alimento de origen animal de manera ocasional.

La dieta flexitariana no es una dieta détox

Las dietas détox tienen una particularidad muy interesante y es que te prohíben alimentos durante un periodo de tiempo.

El periodo de tiempo que dure la dieta détox, se entiende.

Te dejo por aquí dos artículos de mi blog donde te lo cuento más extensamente: Qué es la dieta Keto y Alimentos détox para depurar el organismo.

Además, las personas se apuntan a hacer una dieta détox con un objetivo claro, bajar de peso y quizá también desintoxicar el organismo después de un periodo de exceso.

Ya te comentaba que no soy una nutricionista online que dé dietas y que, aunque el fin último de las personas a las que acompaño en las sesiones de alimentación consciente sea perder peso, al final del proceso no consiguen solo eso, se han liberado por fin de las dietas, han roto con ese patrón y eso, no tiene precio.

La dieta flexitariana no prohíbe ningún alimento puesto que también se pueden incluir alimentos de origen animal.

Las personas flexitarianas no buscan desintoxicarse ni perder peso, las personas que siguen una alimentación vegana, vegetariana o flexitariana, lo hacen como filosofía de vida, para ser fieles a sus valores personales, animales y medioambientales.

Dieta flexitariana

Si te preguntas qué es flexitariano, como nutricionista online te diré que es una persona que en su mayoría basa su alimentación en verduras, frutas, cereales y tubérculos, legumbres, huevos y frutos secos y que, de vez en cuando, come carne o pescado o ambos.

Es decir, puedes ser flexitariano si no comes nunca carne y el consumo puntual de alimentos de origen animal se haga a base de pescado.

Eres flexitariano si no comes nunca pescado y el consumo puntual de alimentos de origen animal se hace a base de carne.

Y también sigues una alimentación flexitariana si comes carnes y pescados de manera puntual.

Ahora que ya sabes qué es flexitariano, te diré que sí, es saludable.

¿Ya te lo sabes no? Más vetetales, menos animales y nada o casi nada de porquerías nutricionales.

Por mi experiencia como nutricionista online, puedo decir que he tenido varios casos de personas con una alimentación flexitariana en mis sesiones de alimentación consciente.

Son personas que se identifican con una dieta vegetariana y el consumo ocasional de alimentos animales lo suelen hacer fuera de casa por no condicionar a otras personas y para abrir su abanico de posibilidades de elección en bares y restaurantes.

A partir de ahí, conociendo en qué consiste la alimentación flexitariana, tu autoobservación y tu libertad de elección, tu independencia y tu creatividad, son premisas básicas para que, desde la mirada de la alimentación consciente, tu alimentación se adapte a ti, a tu estilo de vida, a tu momento vital, que sea coherente contigo y con tus valores.